Algunos podrían juzgar que esta exposición sería una intromisión en la vida privada de las personas, sin embargo cuando una persona es una “pública” como en el caso de un presidente, también lo es su vida la cual en el caso de los políticos debe estar sometida al escrutinio de su pueblo máxime si éste no tiene nada que esconder y tiene la conciencia tranquila.


En éste caso y dado que como periodistas se nos ha denostado argumentando a través de cadenas de televisión que es todo un “montaje” y que la vida de la familia presidencial siempre fue austera ya que nunca manejaron dineros productos de coimas que tuvieron que esconder y desviar a empresas fantasmas denominadas comúnmente offshore en paraísos fiscales como Belice y Panamá entre otros, queremos que el público en general juzgue por sí mismo en base a hechos y no palabras, cuantos relojes carísimos, cuanta vajilla capturada en imágenes (lo que corrobora la compra de vajillas por parte de los Moreno) al igual que las alfombras y los muebles, los viajes por todo el mundo pagando hasta 13 mil dólares en ticketes de avión, las carteras, joyas y cantidad de vestuario que exhibe la familia Moreno a lo largo de estas mil y algo de fotos -2 y hasta a veces 3 por día-, nos evidencian que claramente el Presidente del Ecuador Lenin Moreno nos miente mientras nos mira a la cara y nos habla de vida austera gastando cientos de miles de dólares y comiendo langosta mientas millones de ecuatorianos y ecuatorianas no tienen siquiera para comer. Triste realidad, pero nuestro deber es desnudar y exponer la mentira y la hipocresía de quienes se dieron una vida de lujos adquiriendo bienes en el exterior con dineros productos de delitos en una empresa que como puede verse cada vez confirma más que INA es el apego de Lenin Moreno por sus hijas. Las fotos hablan por sí solas desnudando la mentira desde quien a través de cadenas de televisión y de consejeros corruptos pretenden convertir su mentira en verdad al mejor estilo goebeliano.